Corona de adviento, explicacion vivencial para los niños

La Corona de Adviento es una tradición cristiana, aunque como ya os he dicho, nosotros no somos practicantes. ¿Por qué la usamos? Para envolver una época de amor y paz en magia.

¿Cómo es la Corona de Adviento?

La Corona de Adviento generalmente está hecha de ramas de pino o abeto y lleva 4 velas que simbolizan las 4 semanas del Adviento. Cada vela nosotros la colocamos de un color, y en nuestro caso cada color representa una parte del mundo físico.

  1. Vela azul: representa el reino mineral y está formado por piedras, agua, tierra…
  2. Vela verde: representa el reino vegetal y está formado por los árboles, plantas, musgo…
  3. Vela roja: representa el reino animal que está formado por herbívoros, carnívoros, insectos…
  4. Vela amarilla o dorada: representa al hombre, a las personas.

Si te animas a hacer tu propia corona de Adviento con tu hijo te recomiendo el siguiente enlace.

Las velas nos dan la luz interior, pues en el hemisferio norte los días son más cortos. Cada uno de los domingos se enciende una de las velas que se mantendrá encendida durante las comidas y las cenas de la familia.

¿Qué significa la Corona de Adviento?

El círculo que se forma con las hojas de pino o abeto significa el ciclo ininterrumpido de las estaciones. Mientras  las hojas perennes del árbol son la persistencia de la vida en el frio y oscuro invierno. Por último, las velas representan el solsticio de invierno, es decir el desaparecer y resurgir del sol en el hemisferio norte. Si deseas saber mas sobre adviento puedes leer sobre el Calendario de Adviento.

¿De dónde procede la Corona de Adviento?

Sus orígenes provienen de hace unos 2000 años y se usaba en el norte de Europa. Así la iglesia para ayudar a los agricultores combinó las fechas señalas en el cristianismo con las celebraciones propias de su gente del campo. El nacimiento de Cristo se empezó a celebrar el 25 de Diciembre que es el solsticio de invierno. El Adviento indica las 4 semanas anteriores al solsticio que son los días más cortos y con menos luz del año en el hemisferio norte.

Existe otra historia que parte de Alemania y es muy hermosa. Te comparto la entrada rescatada del blog Centro alemán de información para latinoamérica

Johann Hinrich Wichern nació en la ciudad de Hamburgo en 1808, fue un teólogo evangélico que se dedicó al cuidado y educación de niños abandonados o que vivían en extrema pobreza. Como pasa en la infancia, cuando se acercaba la Navidad la espera se hacía eterna. Para acortarla, Johann Hinrich Wichern creó la corona de Adviento.Con una vieja llanta como base, la cubrió con madera y con 19 pequeñas velas de color rojo y cuatro grandes velas blancas. Cada día que pasaba prendía una chica y cada domingo de Adviento encendía una blanca. La espera resultó más interesante y sentó las bases de lo que hoy en día conocemos como corona de Adviento. Los primeros datos de la corona cubierta con hojas de pino o abeto se remontan a 1860. Para principios del siglo XX, esta tradición ya se seguía en casi todos los hogares alemanes. En otras zonas del sur de Alemania se adoptó la costumbre a partir de 1930. Sin embargo, actualmente esta tradición navideña de Alemania se sigue en prácticamente todos los rincones del planeta. En algunas religiones se utilizan velas de colores, en otras son seis no cuatro velas.Los católicos usaron tres velas moradas y una rosa. La rosa se prende el tercer domingo de Adviento que es el domingo de Adviento (Gaudete). Las velas moradas simbolizan la penitencia y preparación y la rosa simboliza la alegría por el nacimiento de Jesús.Los luteranos adornan la corona con cuatro velas violetas. Los suecos encienden la vela de color blanco el primer domingo de Adviento y los siguientes tres domingos prenden velas moradas. Lo importante es que, independientemente del carácter religioso, es un símbolo de luz, vida y eternidad que ilumina los hogares en esta temporada invernal. El color verde las hojas de pino simbolizan la vida, las velas la luz y el círculo la eternidad. La mayoría de las familias en Alemania coloca la corona al centro de la mesa y, el domingo por la tarde, cuando comienza a oscurecer, el padre, la madre o alguno de los hermanos mayores lee una historia o un poema.


Centro alemán de información para latinoamérica

Tambien puede ser de tu interés:

2 comentarios sobre “Corona de adviento, explicacion vivencial para los niños

    • Patricia Fondevila dice:

      Hola Pablo! me alegra muchisimo que hayas descubierto algo nuevo con esta historia tan preciosa.
      Gracias por leer mis post.
      Un abrazo muy fuerte.
      Patricia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 5 =